Fútbol política y religión

por Jalber

FÚTBOL

No cabe duda que los amigos del fútbol, que somos casi todos en este país, estamos siempre bastante dispuestos a dar “lecciones de juego”, y razonamientos de lo más variopintos cuando queremos hacer que nuestro equipo del alma juegue bien, ó cuando simplemente queremos justificar el por qué ha ganado, y el por qué esta ó aquella jugada fue ó no penalti ó tarjeta roja.

Después de muchas “peleas amistosas”, que algunos califican como la salsa del juego, he llegado a la conclusión de que sí, se puede seguir hablando de fútbol pero hasta ese punto. No merece la pena perder amigos ni amistades por unos señores que no saben qué hacer con el dinero que ganan, y que vierten en redes sociales comentarios hasta agresivos a veces. Por supuesto, no vamos a hablar aquí de las veces que se meten con la Policía ó enarbolan cierto tipo de banderas …. No merece la pena. Cada uno va a seguir apoyando a su equipo independientemente de que lo ayuden los árbitros, rompa piernas ó se quiera hacer independiente.

POLÍTICA

Aquí podríamos añadir también a la Justicia. No creo tampoco en la Política, si bien entiendo que es indispensable para un país democrático. Al final se mezclan sentimientos y generaciones. Ni los más jóvenes saben de viejos errores y muertos por la espalda, ni tampoco los más viejos saben reconocer errores en la gestión ni “manos en la caja del dinero”.

Aquí todo parece poder justificarse con las intransigencias de unos y la capacidad de negociación de otros. Y al final todo se reduce desde mi humilde punto de vista a que mucho se habla de “madurez democrática” pero en España me da la impresión de que desde 1936 no ha cambiado mucho. Cómo se pueden poner de acuerdo facciones “rivales” en otros países no lo se, aquí en España parece ser francamente difícil ¿imposible quizás?

Y a todas estas voy yo a comentar en redes sociales, blogs, conversaciones con clientes … que yo soy de éste ó del otro partido ó idea política. No señores, no. No merece la pena porque si un amigo mío es de derechas ó el otro es de izquierdas (por darle un nombre) sus razones tendrán. Podemos hablar, debatir … pero al final procurar no hacer declaraciones gratuitas y agresivas por escrito; que lo hagan los que cobran por ello. ¡Y se pueden estar equivocando mis amigos, claro que sí, pero tampoco puedo estar equivocado yo el primero! Cada uno mira el mundo según el color con el que baila.

RELIGIÓN

Mucho menos pretender que un amigo crea en algo ó deje de creer.

Me declaro creyente católico, y lo único que sí que me atrevo a defender es la postura de que ninguna creencia ó religión se justifica ó defiende con la violencia. NO se debe usar ninguna creencia como justificación para hacer esto ó lo otro.

Al final todo se reduce al entorno en que fuimos criados y a la fe que de alguna manera nos invadió antes ó después. Admiro dicho sea de paso tanto a los que creen en algo como a los que nada creen.

 

 

 

 

Protected by Copyscape

Puede que también te guste

Deja un Comentario

Positive SSL